Fondo del post de Game Gear Micro con la consola y dos manos que juegan a ella
100% ergonómica y super cómoda para jugar. Y que los dioses te conserven la vista, si consigues distinguir a Sonic en la imagen.

Game Gear Micro, otro intento de explotar el retrocoleccionismo hasta que reviente - Primera impresión

Minis

¡Sacan a Game Gear del cementerio en pleno 2020! Para los que no estáis aún por edad en proceso de refrigerado viejuno, basta aclarar que era una consola portátil, de las primeras a color, que prácticamente consistió en embutir una Sega Master System en un cacharro transportable, con pantalla LCD de las que consumían pilas como un Godzilla radiación en Chernobil. Muchos KW por hora en un mamotreto que pesaba lo suyo. Era portable, y en su día yo solía decir que era porque te la podías portar por la casa de enchufe en enchufe. Literal (ဖ ͜ ဖ)

Al grano. Ya había rumores de que Sega estaba preparando algo por su 60º aniversario de existencia irregular ─luces y sombras en tantos años─, pero han pillado por sorpresa a fanses y medios especializados con el anuncio de una nueva "mini". Viene también avalada por el buen hacer del grupo M2. Pero... ¿era necesaria? ¿merecerá la pena?

Aquí tenemos el trailer oficial de Sega de su último truco de chistera, que bien sirve de introducción para el enésimo aparatejo sacacuartos de la saga interminable de los minis.

Un emulador dentro de una caja de 8 centímetros de largo, ideal para cortos de vista

La única fuente oficial de todo este jaleo retroconsolero es Sega, que en sus redes ha soltado la bomba con vídeos de los prototipos de la Game Gear Micro. Teniendo en cuenta que dieron en el clavo con la Megadrive Mini, cabe esperar algo de calidad en el resultado final. Pero lo primero que llama la atención es que la palabra micro se queda corta ─y no digamos mini─. Podría ser perfectamente denominada nano.

Me ha dejado atónito, por encima de todo, el tamaño. Parece un Game&Watch de esos de llavero que Nintendo licenció hace años. No sé el resto de jugones, pero aquí este señor retro gasta mano para abarcar el cráneo de un enemigo ─¿por qué esta comparación?─ (☉ϖ☉). No imagino ni cinco minutos jugando seguidos en tales microcontroles sin sufrir.

Render de la caja de la futura Game Gear Micro de Sega, en negro
Al menos la caja es muy chula y problema de espacio para exponerla no tendrás

Dejando de lado las dimensiones de la consola en sí, otro crimen es la pantalla, ideal para liliputienses. Una pulgada es a todas luces excesivamente pequeña para ser viable. ¿Qué utilidad tiene, si no, una portátil retro? ¡Hay relojes inteligentes con mejor pantalla!

Como será la cosa de escandalosa, que los mismos de Sega han creado un accesorio con lupa, al estilo más ochentero posible, llamado Big Window (sic), para que no te quedes pistojo con su último invento sacadineros. Otra vez a pasar por caja, por supuesto.

Accesorio de lupa llamado Big Windows de Sega para la Game Gear Micro
No te preocupes, Sega te ayuda a no quedarte ciego jugando. Ahora ya solo falta acoplar un mando USB para que la consola sea funcional.

 Cuatro juegos diferentes por modelo

Después de la pantalla, que solo lleve cuatro juegos en su interior es una decisión controvertida ─y hasta hace nada valoraban meter tan sólo uno, tremendo─. Son en total 16 juegos, cuatro por modelo, diferentes entre sí. De esa manera todo esto se convierte en pura carnaza para coleccionistas compulsivos.

Obviamente han metido clásicos como Sonic, Columns o Shining Force. Pero nunca encontrarás tus favoritos juntos en el mismo modelo. Obviamente. Así que prepara la cartera. Y otra cosa, puestos a elegir, mejor quedarse con las versiones de MegaDrive Mini. Que no es estrictamente portátil, pero te la llevas a casa de quien quieras para echar partidas a dobles. Pantalla LED con HDMI y todos felices.

Consola Game Gear Micro, de color rojo, con un juego de rol en japonés en pantalla
Oh My God, un juego de rol en japonés y yo sin las gafas de cerca. ¡Un drama!

Los detalles técnicos de la Game Gear E-nano Edition

Lo que se sabe hasta ahora, si no hay cambios hasta su salida en los próximos meses, es lo siguiente:

  • Pantalla LCD de 1,15 pulgadas (Sí, no es una errata) (Sí, no esperes OLED) (Sí, no vas a ver un mojón)
  • Minijack para auriculares (Sí, al menos te podrás orientar por el sonido)
  • Conector USB para alimentar o cargar dos baterías AAA
  • Cuatro modelos y colores, con cuatro juegos cada uno.
  • Medidas: 8cm (largo) x 4,3cm (alto) x 2cm (ancho). Muy perdible.

Salvo correcciones improbables, así se va a quedar la cosa. Mis aplausos para los directivos de Sega, ávidos en busca de seguir explotando la fiebre de retrogaming.

Los cuatro modelos y colores de Game Gear Micro que caben en dos palmas de mano
¿Quieres todas? Pues pasa la tarjeta de crédito y gástate lo que cuesta una PS4 de segunda mano.

De momento, solo en Japón, a partir del 6 de Octubre

Y casi se agradece, porque es obscenamente absurdo sacar semejante artilugio mini con un sistema tan parco en juegos, sin posibilidad de salida de vídeo y con una pantalla absolutamente demencial. En realidad, se parece a los coleccionables de recreativas que rondan los 30€ de varios clásicos como Pacman o Galaga. Igualmente absurdos, igualmente apetitosos, diseñados para retrocoleccionistas con exceso de presupuesto.

Ya veremos qué resultado da al final, o si hay cambios en el camino. En mi caso, bien prefiero pasar de largo y seguir ahorrando para esa Turbo Grafx Mini (o PC Engine Mini), que hay que ir rebuscando ya de importación. Esa sí que merece la pena...

Los cuatro modelos y colores de la Sega Game Gear Micro
Me muero de ganas por probar ese que dice "La última Biblia". O sea, no, gracias.

 

Comentarios